LOS RELOJES ORIGINALES MAURICE LACROIX DEBEN ADQUIRIRSE EN LOS DISTRIBUIDORES Y MINORISTAS EXCLUSIVOS DE LA FIRMA

Los productos etiquetados con la marca Maurice Lacroix que se ofrecen en sitios de venta por Internet pueden ser relojes falsificados, dañados, usados o de dudosa procedencia. Únicamente podrán beneficiarse de la garantía internacional oficial de dos años de Maurice Lacroix, así como del servicio postventa de la red de centros de atención al cliente de la firma, los relojes acompañados de la tarjeta de garantía Maurice Lacroix oficial debidamente cumplimentada. Maurice Lacroix y los miembros de su red de distribución no asumirán responsabilidad alguna en relación con aquellos relojes que no estén cubiertos por una garantía oficial válida.